Posteado por: depaloapalo | julio 19, 2013

Teorías y reacciones de un arquero ante un gol a favor

Este trabajo está dedicado a todos los jugadores de campo,

suplentes, hinchas o cuerpos técnicos que se apiadan de los

arqueros en el momento del gol a favor y festejan con ellos

evitando así la soledad y la desolación en el momento más feliz

para un jugador de fútbol durante los 90 minutos de juego.

chilavert

Introducción

Decido escribir este ensayo tras años de profunda meditación, reflexión, investigación y experiencia empírica en muchos campos de fútbol. El gol a favor, el momento más lindo, el final de la construcción por la que uno tanto trabajo durante los entrenamientos, durante un semestre, durante una temporada. A veces, por esas cuestiones estrictamente atadas a la magnificencia del deporte, el tanto puede llegar por obra del trabajo en equipo pero también se puede lograr por una obra individualista, por un fatalismo del rival o sencillamente por contar en el momento preciso y necesario con esa cuota de fortuna, que en muchos casos es clave y necesaria para poder vulnerar el arco rival.

Sin embargo, al punto al que quiero llegar en este texto no solo refiere al momento del gol a favor, después de todo, trabajar en el hecho del gol a favor me llevaría años, quizás décadas. A lo que voy a hacer mención a lo largo de este escrito es al momento del gol a favor, pero visto desde la óptica del arquero, guardameta, cuidapalos, o póngale usted el mote que quiera, del equipo que logra la conquista.

Aviso, estimado lector, quédese tranquilo, seré breve y conciso, iré al grano, contaré los trabajos más importantes que he realizado a lo largo de todos estos años en la materia y sobre el final dejaré alguna que otra experiencia personal, para tratar de demostrar que el gol a favor es un momento hermoso para el arquero sí, pero de eterna soledad. Es un momento en donde uno no merece estar solo, pero lamentablemente, salvo excepciones que detallaré a lo largo del trabajo, el guardameta permanece muchas veces en la más absoluta tristeza y desolación.

Por último, quiero agradecerle a Ruben Visconti, Licenciado en Ciencias de la Arquerización con un Máster en Porteros en la Universidad de Madrid, quien realizó los trabajos de investigación complementarios y necesarios para este artículo.

arquero-gol-a-favor

Inicios acerca de la soledad del arquero en el gol a favor

El 15 de mayo de 1992 Reinaldo Rodríguez, arquero del ignoto Deportivo Alvear de Mendoza, equipo que ya no existe por estos días, me confesó en un asado que armamos con un grupo de arqueros de la Liga Mendocina, que estaba pensando en innovar festejos propios de arqueros cuando su equipo, por ese entonces uno de los más fuertes de la región, convertía una anotación. Me admitió que muchas veces sintió tristeza y desolación ante una conquista de su propio equipo, y en dos ocasiones, en las que quiso ir a festejar con sus jugadores, recibió el reto de su cuerpo técnico por pasar al campo rival. Claro, quien iba a pensar que en esos años, José Luis Félix Chilavert iba a empezar a romper el molde con sus festejos a través de sus tantos de tiros libres y penales en Vélez Sarsfield. Más de un colega me apuntó que el arquero paraguayo inflaba las redes y festejaba con su tribuna a puro grito. Este hecho, sin dudas marcaba un comienzo, un inicio hacia la revolución, al menos dentro de Latinoamérica. Los testimonios de Rodríguez y los festejos de Chilavert fueron el puntapié inicial para comenzar esta investigación. El proyecto estaba en marcha.

Recolección de datos e investigación

Conocí a Rubén Visconti en 1999 en Barcelona, mientras realizaba un posgrado Delanteros Centrales que Convierten dentro del Área en el Último Cuarto de Hora. Por ese entonces, un frustrado centrodalentero como yo quería ahondar un poco más mis estudios en el puesto. Sin embargo, cuando me presentaron a Rubén entendí que tenía que volver a las bases, a mis viejos años de largas horas analizando guardametas. Rubén me mostró sus estudios sobre guardametas y tras un regreso al país, en 2003, decidimos comenzar a estudiar las reacciones de un arquero en el momento del gol a favor de su equipo. También nos dedicamos a investigar dichas reacciones en el contexto de las actitudes que tomaban sus compañeros y cuerpo técnico para con el hombre de guantes, en el momento de las conquistas.

Sinceramente registramos millones de casos con el tiempo pero para ser directos con el estimado lector citaremos los estudios realizados en la Liga de Chascomús en le temporada 2005-06. Los resultados, si bien no alcanzan tales niveles de magnitud en otras ligas o competencias a nivel mundial, siempre fueron similares a lo largo de los siete años que llevamos de investigación en la escala global. Aquí el fragmento de dicho campeonato:

…Se estudio a lo largo de la temporada 2005-2006 a todos los arqueros titulares de los equipos de la Liga de Chascomús en el momento que su equipo anotaba una conquista. En la primer fecha se encontró que cinco arqueros no gritaron sus goles, otros cuatro los gritaron, y solo uno chocó palmas con un defensor central en el tercer tanto del equipo… En la segunda fecha se registró que siete arqueros festejaron sus goles, nueve no los gritaron y solo tres recibieron arengas de sus compañeros y/o banco de suplentes, en uno de los casos el apoyo de sus compañeros llegó producto de que el arquero había tenido un error garrafal cinco minutos antes que le había costado un tanto en contra…

Lo más llamativo de este estudio es lo que pasó en el partido final de la Liga en dicha temporada:

…Ningún gol fue festejado por ambos arqueros titulares y el partido terminó 4 a 3. Siete goles decisivos en una final, aclaramos que la secuencia del encuentro fue de 1-0, 1-1, 2-1, 2-2, 3-2, 3-3, 4-3, y ninguno fue festejado por ningún jugador ni titular ni suplente ni miembro del cuerpo técnico con un arquero…

Los resultados, como mencionábamos anteriormente, fueron rotundos.

Para más información acerca de este tipo de festejos sugiero que lean el capítulo 36 del libro de Ruben Visconti “Estadísticas y arqueros” titulado “Arqueros y goles a favor”.

Psicología deportiva y el gol a favor en un arquero

En 2006 tuve el placer de ponerme contacto con Julio Aloscoaga, reconocido psicólogo especializado en deportes. En la entrevista que le realicé aportó datos claves para este trabajo. Sin dudas, manifestó el licenciado: La soledad en un momento de extrema felicidad es un cachetazo, un baldazo de agua helada. El hombre pasa por distintos estados de ánimo no solo a lo largo de su vida si no también en la rutina, en el día a día. El hecho de que dos sensaciones tan ambivalentes se encuentren en el lapso de segundos deja al arquero completamente aturdido en el momento del gol a favor. Creo, en mi humilde opinión, que el arquero muchas veces, cuando festeja un gol a favor termina dando vueltas corriendo sin cesar hacia ningún lugar porque busca lo que no tiene, lo que no llega, lo que necesita, un simple abrazo un simple grito de gol a la distancia. En los últimos años muchos arqueros acudieron a nosotros por esta nueva patología que hemos denominado “Síndrome del antigol”.

Sin dudas Julio ha sido un referente en el tratamiento con arqueros que sufren por no poder festejar con alguien los goles de su propio equipo. En 2010 fundó la asociación “Unidos por el gol” donde invitan a los arqueros a animarse a cruzar la mitad de la cancha y festejar los goles con sus propios compañeros. Claro, por supuesto siempre dejando un defensor en la línea del arco, lo que termina siendo siempre una contradicción.

Experiencias propias y conclusión

Hasta aquí no hice mención a mi experiencia bajo los tres palos. Es cierto que yo también me he sentido muy solo a lo largo de mi carrera a la hora de gritar un gol a favor. En 2007 le propuse a Julio Marcialgo, un defensor central, que inventemos algún festejo o que sencillamente venga a celebrar conmigo los goles. Lamentablemente aquel acuerdo duró dos partidos y después quedó en el olvido. Sin embargo me muestro optimista. Los trabajos de Visconti y Aloscoaga han demostrado grandes avances en materia de arqueros y festejos de goles a favor en los últimos años. Hace unos meses recibí un correo electrónico desde Nueva Zelanda donde también existe una asociación llamada “GPM”, las siglas quieren decir “Goalkeepers, Parties, Match”. Es una invitación a distintos arqueros del mundo a que envíen sus videos con festejos de goles de sus equipos, los cuales se suben a una cuenta de Youtube. Cada temporada eligen los mejores y cada vez más arqueros de todo el planeta envían sus celebraciones. “Es un avance Pablo”, me dijo Reinaldo Rodríguez, tras 20 años de aquella charla que me motivó a encarar este proyecto. Y vaya que tiene razón. Que este texto entonces sirva a todos los arqueros sin importar si son profesionales o no para que en cada partido, cuando su equipo convierta una conquista, se las ingenien para ser uno más de los que vive ese momento hermoso, único y sublime de meter un gol con la felicidad que un guardameta realmente merece y, que muchas veces, no lo puede disfrutar con sus compañeros.

Pablo Gambarotta, Sociólogo, Antropólogo, Almacenero y Arquero de fútbol. Julio de 2013.

gol-uruguay

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: